NOTICIA Foto: Municipalidad de Providencia

Providencia convertirá el castillo de Los Jesuitas en el primer museo de barrio

El Castillo de Los Jesuitas, ubicado en pleno José Miguel Infante con la calle que le pone el nombre al recinto, será convertido en el primer museo de barrio de la comuna. El inmueble fue adquirido durante el año pasado para evitar la demolición.

La idea es fascinante: que el edificio instalado en plena calle Los Jesuitas, un castillo familiar que tuvo su origen al inicio del siglo XX y que fue salvado por el municipio el año pasado, abra sus puertas de par en par a los vecinos del barrio Santa Isabel para que conozcan su pasado como polo económico e industrial de Providencia.

Aunque la historia se remonta a hace un año, cuando los vecinos plantearon al municipio que intercediera por el edificio y así evitar la demolición definitiva de la antigua estructura patrimonial, la que según señala El Mercurio, sería reemplazada por una construcción inmobiliaria.

Fue hace 8 meses entonces cuando el municipio comenzó a ejecutar el proyecto. Cuando compraron el viejo edificio perteneciente a la familia Sermini, quienes a principios del siglo pasado habían adquirido la construcción por su proximidad a los trenes.

El castillo no solo albergará objetos y leyendas propias de su historia, sino que además pretende conservar el legado cultural inmaterial a través del fomento de oficios tradicionales de la comuna. El proyecto pretende que vendedores y artesanos instalen allí sus pequeños comercios.

En esa misma lógica es que el municipio pretende echar a correr un proceso de participación ciudadana para que emprendedores se instalen en el lugar, previo concurso.

Lee más noticias de Santiago 

 

author photo
Valentina Collao
Soy periodista de CÍVICO Santiago desde marzo del 2015. Primero que todo, transparentemos: Emmanuel es más grande que tu problema. Dicho esto, le cuento que provengo de las tierras del gran Gary Medel y del hombre con la lágrima en la garganta. También me gustan las canciones cumas. De hecho, si me ve por ahí, dedíqueme una: nunca le han achuntado. Mi abuela me enseñó a comer toda la comida.
Publicado
agosto 07, 2015

Otras noticias para mí